Comercio Destacados

Las exportaciones de trigo caen 30% y están en el mínimo en cinco años

Los números de las exportaciones de trigo a fines de junio dejan en evidencia la baja performance comercial del sector, resultado que se ve maquillado por la mejora de los precios internacionales.

Según informó la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR), en los primeros siete meses comerciales de la campaña 2020/21 (diciembre 2020 – junio 2021), las ventas externas de trigo totalizaron 7,52 millones de toneladas, mostrando una caída del 30% frente a las 10,69 millones de toneladas de junio del año pasado.

Además, son las más bajas desde la campaña 2015/2016, cuando sumaron 6,47 millones de toneladas. La diferencia, es que en el aquel ciclo la producción alcanzó los 10,9 millones de toneladas vs los 17 millones de la 2020/21.

En ese contexto, a pesar de que hace cinco años la cosecha fue 36% más baja que la actual, al ritmo de comercialización fue mayor: al 30 de junio de 2016 ya se llevaba exportado casi el 60% de la producción mientras que en 2021 se embarcó el 44%.

Precios y mercados

Pese a la caía en volumen, la mejora de los precios internacionales del trigo brindó un gran sostén al valor de las exportaciones en los últimos meses. De esta forma, “el valor exportado de trigo pan 2020/21 hasta junio se ubica en US$ 1.812 millones, lo que refleja una caída del 13 % interanual, siendo un guarismo mucho menor al registrado en cantidades enviadas al exterior”, explicó la BCR.

En estos meses de la campaña 2020/21 el promedio de precios FOB del trigo pan se ubicó en US$ 273,22/t, un 13,3 % por encima de los US$ 241/t alcanzados para el mismo período del año pasado.

“Entre los principales destinos del trigo pan exportado por nuestro país, Brasil se consolida como el principal país importador con más de 3,1 millones de toneladas, mientras que Chile superó las 500.000 toneladas. Por su parte, Indonesia es el país que más explica las bajas en exportaciones ya que, si bien se han despachado 400.000 toneladas este año, el volumen comerciado se ubica muy por debajo de las 2,6 Mt alcanzadas en igual período de la campaña pasada”, remarcaron.

Por eso, el fenómeno en el Sudeste asiático explica, en cierto modo, la baja de las mediciones.

“Aquí es importante recalcar que Australia recuperó fuertemente su producción de trigo en la actual campaña, lo cual nos imposibilita competir con la cercanía que presentan ambos países. Por último, se recalca que existen casi 2 millones de toneladas que se encuentran bajo secreto estadístico en los datos del INDEC, lo cual impide desagregar con exactitud el conjunto de destinos del cereal argentino”, explicaron desde la entidad rosarina.

Cabe destacar que más allá de la mayor competencia internacional, el sector atraviesa una etapa de autoregulación (forzada por el Gobierno y admitida públicamente por empresarios) para garantizar el abastecimiento en el mercado interno, que demanda unos 7 millones de toneladas para molienda y stock de semillas para la siguiente campaña.

En ese sentido, la BCR estimó en diciembre pasado que de acuerdo a la producción del ciclo 2020/21 “se esperan exportaciones de trigo en grano por 10 millones de toneladas”. Es decir, aún restan unas 2,5 millones de toneladas con capacidad de ser exportadas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *