Destacados Turismo

El Congreso de la Nación fue sede del lanzamiento de la temporada de brama 2021

La Secretaría de Turismo de La Pampa presentó en Buenos Aires la Temporada de Avistaje de Ciervos en Brama 2021, que se desarrollará en los meses de marzo y abril en la Reserva Provincial Parque Luro.  

El lanzamiento tuvo lugar hoy en el Bajo Recinto del Congreso de la Nación y contó con la participación del diputado nacional por La Pampa, Ariel Rauschenberger; la secretaria de Turismo de La Pampa, Adriana Romero; y el Director de la Reserva Provincial Parque Luro, Horacio Riesco.

En representación de Casa de La Pampa estuvieron presentes Verónica Ramos, responsable del Área de Administración; Marcelo Giles, encargado de Informes y Turismo; y Damián Anselmino, de Ceremonial.  
El diputado Rauschenberger celebró que la presentación de la brama pampeana se realizara en el Congreso de la Nación. “Es un día muy importante para el turismo de la provincia de La Pampa, y un día histórico porque es la primera vez que se hace el lanzamiento de la brama en esta casa, que es la casa de la democracia”, señaló el legislador pampeano, al tiempo que agradeció al presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa, por facilitar las instalaciones del Palacio Legislativo.

El año pasado, la aparición de la COVID-19 y las medidas de Aislamiento Social, Preventivo y Obligatorio decretadas a mediados del mes de marzo truncaron el desarrollo de la temporada de brama. En ese sentido, Adriana Romero destacó que la Secretaría de Turismo trabajó en la aplicación de un protocolo sanitario en Parque Luro.
“Tenemos determinada la capacidad máxima de carga del parque. Todos los visitantes deben solicitar un permiso online, con una reserva previa, de modo que podemos estimar la cantidad de público que va a asistir. Y también tenemos cupos para las excursiones de avistaje y las visitas al Castillo”, explicó la funcionaria. “Hasta ahora el protocolo funcionó muy bien y esperamos continuar del mismo modo durante la temporada de brama”, añadió.
Entre otras medidas de prevención, se redujo el número de personas por excursión de 20 a 5. Además, cada visitante debe llevar sus propios binoculares, mantener el distanciamiento social y utilizar barbijo o cubre boca a lo largo de todo el recorrido.  
Cada año los meses de marzo y abril son testigos de un espectáculo único: la disputa entre los ciervos machos por las hembras en celo de la manada. Los bramidos, las corridas y enfrentamientos permiten al turista vibrar al ritmo de la naturaleza.

“Durante la temporada de brama se realizan dos excursiones diarias. Una a la tarde, se sale a las 18 y se llega a los miradores a contemplar el atardecer, que es un espectáculo complementario que le agrega mucho valor a la actividad. Y el regreso es bajo un cielo estrellado con todos los sonidos y olores del bosque de caldén”, explicó Riesco. “La salida del amanecer es a las 6. Se sale de noche y se llega a los miradores cuando sale el sol. Y ahí el complemento es ver el amanecer en el caldenal, que también es muy bonito”, agregó.

Actualmente la reserva provincial cuenta con 7.600 hectáreas protegidas y un importante número de ciervos colorados, introducidos al país por Pedro Olegario Luro en el año 1905. La actividad de la brama se complementa con el avistaje de otras especies como el jabalí, el puma, la vizcacha, el guanaco y más de 180 especies de aves.
Además, la Reserva Parque Luro ofrece otros atractivos como la visita guiada al Castillo o al Museo de Carruajes. Y cuenta con servicio de alojamiento en cabañas, restaurante, proveeduría, wifi y un área de mesas y parrillas de uso público.
Al término de la presentación, la Casa de La Pampa ofreció a los periodistas invitados una degustación de productos regionales y vino pampeano. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *